Sígueme en Facebook Sígueme en Twitter Sígueme en Instagram

miercoles, 21.11.2018

ESTILO DE VIDA | Por masQmoda

Online

¡Desintoxícate!

14.10.2013

0

El otro día por casualidad, estuve viendo un reportaje que me llamó  mucho la atención. Trataba  sobre las personas tóxicas y de cómo nos pueden afectar en nuestro día a día, y es que sin darnos cuenta estamos rodeados de entornos desfavorables y de personas que nos contaminan, incluso nosotros mismos podemos ser tóxicos en determinadas ocasiones.

Una persona tóxica es aquella que cuando estas con ella te sientes intimidada,  ninguneada, te desgasta e incluso  te hace sentir culpable.

La forma de saber si las personas que nos rodean  son  tóxicas  o no,  es observando cómo te sientes  tras estar con ellas, si te sientes  cansado, de mal humor o te sientes ignorado o sientes alivio cuando se van, probablemente tienes personas tóxicas a tu alrededor y deberías empezar a reconocerlas.

Lo primero que tienes que sabes es,  que intoxica quien puede y no quien quiere, pero mas allá de esta premisa, es importante saber reconocer estos entornos y este tipo de personas  y definir el modo en que nos relacionamos con ellos o cuanto contacto queremos tener con ellos.

Las clases de personas toxicas más frecuentes con las que nos podemos encontrar son:

El Quejica: Siempre se queja y espera que le resuelvas sus problemas. El antídoto: Quéjate más que él.

El Agresivo: El que se dirige a tícon gritos. Intimidante y ofensivo. El antídoto: Ignóralo o contéstale con un “no me interesa” o un simple “vale”.

El Culpabilizador: El que te culpa de todo.

El envidioso: Siempre se está comparando con alguien y descalifica a quien posee lo que él quiere, calmando así su angustia por no tenerlo, tiende a busca aliados y una frase típica en ellos es ¿has visto?

El Descalificador: Te descalifica para ser el centro de atención y hacerte sentir inferior al resto.

Y por su puesto El Chismoso: El que difunde los rumores.

Los antídotos para estos virus son, en primer lugar detectarlos, para después adaptarnos  a la situación y abstraernos, y cerrar la ventana de nuestra mente al ruido exterior.

Aunque nos bombardeen con mensajes letales, nosotros tenemos la capacidad de protegernos y  desconectar y sobre todo de buscar nuevos entornos más saludables donde se aprecien nuestras cualidades.

Hay que desprenderse de las emociones con respecto a la persona tóxica, sacándola  de nuestra vida, sin preocuparnos por ella,  ni por lo que le ocurra  y visualizando el hecho de dejarla atrás.

Mantener el sentido del humor y divertirse relaja tensiones. Intentar convertir el enfado en amabilidad es la mejor respuesta frente a los “tóxicos” y rodearte de personas sanas que te aportan bienestar y nos hace sentir con más energía, autoestima y motivación.

La clave: Neutraliza a la personas toxicas siendo amable y positivo o distánciate de ellos directamente.

 

« VOLVER

OfflinemasQmoda

Usuario

Contraseña

ACCEDER

BUSQUEDA

Buscar Ver todo

INSTAGRAM

NEWSLETTER

Date de alta para recibir nuestras noticias:

ENVIANDO...

Te informamos que los datos de carácter personal proporcionados en este formulario serán tratados por Maria Isabel Uriel, teniendo como finalidad la gestión de la suscripción al newsletter de www.masqmoda.com, no siendo nunca cedidos a terceros. Los datos facilitados serán incorporados a un fichero informático propiedad de Maria Isabel Uriel y ubicado en los servidores de Linube/Blackslot. Este fichero está debidamente inscrito ante la Agencia Nacional de Protección de datos, conforme a la Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal 15/1999. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación, supresión y traslado de tus datos dirigiéndose por correo electrónico a contacto@masqmoda.com, o bien por correo postal a la atención de Maria Isabel Uriel, c/ Ciudad Real, España.

TWITTER

©2018 Masqmoda. Aviso legal